Leopoldo María Panero: “España es un insulto”

6.03.2014

Ha mort Leopoldo María Panero, un dels grans poetes castellans de tots els temps. Estigmatitzat per un passat familiar tèrbol i per la bogeria que el va portar a viure la major part de la seva vida en un psiquiàtric, la poesia de Panero s’ha barrejat amb la seva pròpia llegenda. Recuperem aquí una entrevista publicada a El País arran de la seva participació al Festival Internacional de Poesia de Barcelona. 

Leopoldo María Panero | Foto de J.R. Vega

 

Leopoldo María Panero ha venido invitado al Festival Internacional de Poesia de Barcelona para leer unos poemas inéditos. Nos encontramos en el hotel donde se hospeda, en Vía Laietana. Panero pide al camarero una coca-cola light “que no esté envenenada”.

BERNAT PUIGTOBELLA: Señor Panero. No se puede quejar. Le han colocado en el mejor hotel de Vía Laietana.

LEOPOLDO MARÍA PANERO: Claro. Sólo hay dos: el otro es la Comisaría de Policía.

BP: Antes de empezar, una pregunta. Si no me responde correctamente, lo dejamos.

LMP: Ahora me preguntarás quién es el presidente de Estados Unidos.

BP: No. Quién es el presidente de España?

LMP: Zapatero.

BP: Correcto. Antes de seguir, le pido disculpas por presentarme a la entrevista con esta libreta amarilla.

LMP: Oh tú amarillo del dolor sin llanto.

BP: Este verso es del “Cuarto poema a la locura”. Lo va a leer en el Palau?

LMP: Es un tetrastrofo monorrimo.

BP: Veo que le preocupa la métrica.

LMP: T.S. Eliot decía que el verso libre es verso mal ritmado.

BP: ‘Como si solo el poema fuere santo/ El perro va y viene del espejo al llanto’.

LMP: Es un poema melodioso. Suena a San Juan de la Cruz.

BP: ‘Qué triste es España!’

LMP: Esto es un verso mío.

BP: Ya lo sé. Y por qué es triste España?

LMP: Este país no perdona. Cátedra no me paga. Tusquets no me paga.

BP: En el verso siguiente dice: ‘Qué triste el insulto repetido día tras día!’

LMP: Porque hoy en día, en inglés americano, la palabra ‘España’ es un insulto.

BP: Me parece que lo suyo no es locura sino más bien coquetería.

LMP: La locura no existe.

BP: Se deja tomar por loco pero en realidad no se le entiende porque está desdentado.

LMP: Me molesta la dentadura postiza.

BP: En uno de los versos que leerá en el Palau, dice: ‘Sólo queda de mi alma el diente /y el dolor mana como fuente’.

LMP: De estar siempre sin alma en el único sitio.

BP: También dice: “Ha nacido un diente/donde nada se siente”.

LMP: Otro tetrastrofo monorrimo. Y esta consumición quién la paga? Vamos a medias como con Gimferrer?